La tasa básica pasiva sigue su camino descendente desde hace varias semanas. A partir de mañana el indicador, de gran importancia para la economía costarricense, se ubicará en 7,10%.

Esta tasa es un promedio de las tasas de captación de los entidades financieras a plazos de 150 a 210 días.