La agencia calificadora de riesgo Moody´s bajó la calificación de Reino Unido del máximo nivel “AAA” a “AA1”, debido a los crecientes niveles de deuda y a la débil situación coyuntural, según informó hoy la empresa desde Londres.

El comunicado de la agencia agrega que “también las otras dos grandes agencias de calificación de riesgos, Standard & Poors y Fitch, señalan desde hace un tiempo que la nota para Reino Unido tiene perspectivas negativas.

Desde la crisis financiera de 2008, Reino Unido está en una profunda crisis de deuda. Según estadísticas internacionales, el país tiene una deuda del 86 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). El gobierno del primer ministro David Cameron, que asumió en 2010, intentó controlar el nuevo endeudamiento a través de masivos reducciones presupuestarias. Sin embargo, expertos sostienen que el déficit estatal que fue del siete por ciento volverá a subir en 2013″.