Durante el receso de fin de año, desde el 26 de diciembre hasta el 4 de enero se negociaron en el mercado mayorista MONEX $132 millones. De este monto, el 60% ($79 millones) fue adquirido por el sector público no bancario.

El tipo de cambio osciló entre 500 hasta 514.5 colones por dólar y no fue necesaria la intervención del Banco Central para defender el piso. Aunque las razones detrás del alza aún no están muy claras, pudo haber sido por la falta de vendedores por motivo de vacaciones.

Esta semana de regreso el tipo de cambio se está ajustando a la baja y se negocia en un promedio ponderado de 501.5 colones por dólar. Es de esperar que el tipo de cambio vuelva al piso de la banda de 500 colones por dólar, forzando de nuevo al Banco Central a defenderlo comprando dólares.