El tipo de cambio volvió a cotizarse hoy en el piso de las bandas cambiarias en el mercado mayorista MONEX, donde la negociación mínima fue a ¢500.00 y la máxima a ¢500.74.

Como hemos indicado en publicaciones anteriores, la participación del Sector Público No Bancario (SPNB) en MONEX incide directamente sobre la dirección del tipo de cambio.

Normalmente el SPNB compra alrededor del 70% de las divisas negociadas en MONEX, pero cuando su participación disminuye, el tipo de cambio cae.

En la primera semana de junio la participación del SPNB promedió 66,7% y el tipo de cambio promedio de la semana fue de ¢505,21.

En la segunda semana de este mes la participación fue de 45,4% y el tipo de cambio cerró el pasado viernes en ¢500,92. Durante esta semana el SPNB se convirtió en vendedor neto, es decir, no solo no salió a comprar divisas sino que vendió, y el tipo de cambio alcanzó el nivel de ¢500.

¿Por qué el sector público no compró divisas y, por el contrario, vendió?

El Gobierno ha venido captando dólares en el sistema bursátil, y aunque este lunes se llevó $8,9 millones del mismo, ya ha realizado en el año numerosas subastas en esa moneda, que posteriormente debe vender para atender sus necesidades en colones.

Que el Gobierno sea superavitario en dólares hace que a la hora de calzar las necesidades del SPNB simplemente haya más dólares y se deba comprar menos en MONEX, lo que hace caer el precio en el mercado.

Adicionalmente, el precio del petróleo en los mercados internacionales ha caído 30% desde marzo a la fecha, disminuyendo las necesidades por dólares para comprar ese insumo, aunque a nivel del mercado nacional pareciera que no ha bajado de precio.

Otra razón es el pago de impuestos trimestrales en este mes de junio, que obliga a empresas y personas a vender dólares. Un par de razones adicionales son la entrada de dólares del exterior para atender la demanda por préstamos en dólares entre los bancos privados principalmente,  y el hecho de que empresas como el ICE, que salió a financiarse a los mercados internacionales, ahora estén colonizando parte de esos ingresos.

El ICE trajo $500 millones por medio de bonos, que vendió en dos tractos en los mercados internacionales.

De fondo también sigue existiendo la ventaja de ahorrar en colones y la colonización de la riqueza privada que eso provocó.

¿Y razones para que suba?

En ausencia de una crisis internacional, la principal razón sigue siendo el enorme déficit comercial de $5.9 mil millones acumulado en 12 meses a marzo o una escalada en la desconfianza de la moneda nacional como reserva de valor.

Sin embargo, estas razones continuarán siendo opacadas por la entrada de inversión extranjera, las tasas más altas en colones y la posible colocación de bonos en exterior.