La tasa básica pasiva, indicador promedio de las tasas de interés de captación de los intermediarios financieros a plazos de 150 a 210 días.