A diferencia de lo ocurrido en setiembre, en octubre los precios sí crecieron. Aunque la variación mensual fue relativamente baja (0,47%), fue la más elevada desde mayo (0,55%).

Conozca cuáles fueron los bienes y servicios cuyos precios más variaron.

Según el informe dado a conocer por el INEC, de los cinco bienes y servicios con mayor aporte al aumento, dos serían de carácter regulado (servicio de agua y transporte en taxi) y dos serían productos agrícolas que guardan una estrecha relación con las condiciones del clima que afectan su oferta (tomate y papa), y el quinto lo constituye el café.

Los contratos para negociar café en los mercados internacionales han experimentado un alza superior al 40% durante este año. Preocupaciones sobre mal clima y brotes en proveedores importantes como Vietnam y Colombia han influido en esta alza.

La disminución de 1,97% que experimentó la gasolina, compensa en gran parte los incrementos.

La variación acumulada de los precios de los bienes y servicios no regulados a septiembre es de 3,18%, mientras que la de los regulados es de 6,56%, de la cual, un 79% se dio en enero.

A septiembre la costarricense era la cuarta inflación más alta de Latinoamérica, Detrás de Venezuela (28,50%) Argentina (11,10%) y Uruguay (6,32%).

Pese al mayor incremento de los precios en octubre, el cumplimiento del objetivo inflacionario de 5% +/- 1%, del Banco Central de Costa Rica (BCCR) es prácticamente un hecho. El cuidadoso manejo de los agregados monetarios, la apreciación del colón, la menor demanda interna y la constancia del precio internacional del combustible no suponen presiones inflacionarias importantes en el corto plazo.

Hacia el mediano y largo plazo, los indicadores relevantes son la inflación subyacente, que está cerca del 2% (mínimo de más de 10 años) y las expectativas inflacionarias, que en octubre bajaron de 7% a 6,6% (según la encuesta del BCCR), son componentes importantes en la consolidación de la inflación futura, que permiten prever un escenario de menor inflación.