Los mercados accionarios de EE.UU. comenzaron la jornada del lunes al alza, impulsados por el incremento en el gasto del consumidor. Sin embargo, esta noticia se vio empañada por el dato de la tasa de ahorro, que llegó a su nivel máximo en nueve meses.